Cali: entre avances y rezagos

Publicado: 7 junio, 2011

Cuatro expertos en cuatro temas de ciudad analizaron los resultados del Informe de Calidad de Vida en Cali 2010, del programa ‘Cali Cómo Vamos’ y nos dieron sus puntos de vista.

Seguridad y convivencia

» Entre 2009 y 2010, el número de homicidios pasó de 1.798 a 1.825 y la tasa por cien mil es de 81, la más alta desde 2005.
» Según datos del comité integrado por organismos de seguridad y justicia de Cali, al 2010 el 53,6% de los homicidios fueron por delincuencia y 46,4% por convivencia. En 2010, se presentaron 6.389 hurtos a personas (6.579 en 2009), 1.160 hurtos a residencias (1.762 en 2009), 2.044 hurtos de vehículos (1.615 en 2009) y 2.827 de motocicletas (2.809 en 2009).
» De acuerdo con el Departamento Nacional de Planeación -DNP, entre las 5 principales ciudades del país, en 2009 la mayor inversión en seguridad por habitante fue la de Medellín, seguida de Bogotá; mientras que Cali fue la última.
» En 2010 las denuncias por menores en situación de riesgo se incrementaron de 4.444 a 4.880. En violencia familiar, se registraron 9.208 denuncias (7.226 en 2009) y subió el número de menores infractores en 474 casos, es decir, un 31%.

» Entre el 2007 y 2010 se ha reducido levemente el nivel de letalidad de los accidentes de tránsito (de 357 a 305 muertes, pero se ha incrementado el número de heridos en accidentes de tránsito, (de 13 mil a 17 mil), especialmente en motociclistas que pasan de 5 mil a 9 mil accidentados.

Análisis

Por Rodrigo Guerrero

Ex alcalde de Cali

La criminalidad urbana y su percepción: el informe se refiere fundamentalmente a los delitos mayores como el homicidio y las muertes en eventos de tránsito, que por ser menos frecuentes, contribuyen menos a generar zozobra ciudadana que los eventos de menor importancia, pero que ocurren con gran frecuencia, como pueden ser el raponeo callejero, el fleteo, el robo de celulares. Es deseable que para un futuro, cuando se tenga información confiable, también se presenten datos sobre la criminalidad `menor` que, como menciono, contribuye más al clima de inseguridad.

La salud y la muerte violenta en Cali: contrastan los excelentes resultados en los indicadores de mortalidad infantil, en menores de cinco años, en madres, etc. observados en los años transcurridos en la Administración Ospina/Varela, con los pobres resultados en el control de la violencia homicida, una causa importantísima de muerte.

Mientras Cali está mejor, por debajo del promedio nacional, en mortalidad infantil y materna, está muy por encima en la tasa promedio de homicidios nacional. De entrada hay que afirmar que la tasa de homicidios de Cali es inaceptablemente elevada e incompatible con una ciudad que aspira a atraer industria y comercio de otras latitudes.

Al comparar la tendencia en la tasa de homicidios en Cali, se puede apreciar un aumento importante, al pasar de 67 a 81 homicidios por cien mil habitantes, entre el 2008 y 2010. Fenómeno similar ha ocurrido en Bogotá y en Medellín, y que hace pensar que se trata de un problema general del país, posiblemente asociado a las llamadas bandas criminales.

El análisis por comunas muestra que en números absolutos las comunas 13, 14, 15 y 21 son las que más contribuyen a la mortalidad homicida. Curiosamente, las tres primeras presentan las mayores tasas de madres adolescentes y casos de VIH. Se puede inferir que en ellas existe un problema social sin resolver.

Aproximadamente la mitad de los homicidios ocurren en hurtos, por sicarios, venganzas, lo que se puede clasificar como delincuencia, pero la otra mitad ocurre por intolerancia, riñas, violencia intrafamiliar, eventos asociados con el consumo de alcohol. Un estudio publicado recientemente en los EE.UU., muestra de manera inequívoca que las ampliaciones en la Ley Zanahoria en Cali se han asociado con aumentos en las muertes por homicidios y tránsito. Continúan siendo las armas de fuego responsables de casi 90% de los homicidios, lo cual plantea, una vez más, la necesidad de establecer una política de desarme de la población civil.

Resumiendo, se puede decir que el control de la violencia es una asignatura perdida por la actual administración.

Educación

» Entre el período 2007 – 2008 y el 2009 – 2010, la matrícula total bajó en 13.000 cupos. Sin embargo, la educación oficial se fortaleció por cuenta de la reasignación de 8.645 cupos oficiales hacia comunas deficitarias. Asimismo, también se reasignó hacia las comunas con mayor necesidad 6.796 cupos contratados, reduciendo 7.389 en comunas sin déficit de cupos, para una reducción neta de 1%.
» En las pruebas Saber 11 (antes Icfes), en 2010 los colegios en rendimiento bajo pasaron de 40% a 38%; en medio, de 24% a 20%; y en alto mejoraron de 36% a 38%. Esto se debe principalmente a la mejoría de las instituciones educativas oficiales cuyo rendimiento alto pasó de 18% a 23% y el bajo cayó de 46% a 35%.
» Asumiendo que el déficit educativo total de Cali fuera sólo de 40.000 cupos (estimativo bajo), se requerirían construir como mínimo 10 ciudadelas educativas de al menos 4 mil estudiantes cada una.
» Un estudio realizado por la Secretaría de Educación de Cali en el 2008 arrojó que el 54% de las Instituciones educativas oficiales tienen problemas de servicios sanitarios y drenajes, un 21% tienen su infraestructura deteriorada y un 61% está en zona de alto riesgo o con lote no adecuado.

Análisis

Por la Comisión Vallecaucana por la Educación

Las cifras sobre lo que ha acontecido en materia de educación muestran que se ha empezado a sembrar la semilla de una cultura educativa con perspectiva de largo plazo. En materia de inversión para el mejoramiento de la calidad educativa es importante resaltar la apuesta por recuperar un buen porcentaje de infraestructura física de los planteles educativos. El tema de formación docente y de generación de capacidades para que las instituciones se conviertan en agentes de cambio es otro aspecto positivo por resaltar.

Los resultados en pruebas de Estado, Saber 11, muestran avances importantes al ubicarse 26 instituciones educativas, de 91, en nivel alto de desempeño, al igual que se registró un avance en las que se ubicaban en nivel superior, al pasar de 3 a 7 instituciones. No obstante, Cali continúa teniendo el mayor número de colegios oficiales en niveles medio y bajo y no ubica ninguno en nivel Muy Superior. La sugerencia es que en la implementación de los planes de mejoramiento, la Secretaría de Educación construya un plan de acompañamiento particularizado y orientado a las instituciones educativas que se encuentran en los niveles bajo e inferior.

En materia de cobertura educativa, en el último año se empieza a mostrar un leve crecimiento de la matrícula oficial, después de mantenerse sin variaciones por más de 5 años. Ello obedece a las transformaciones que se vienen implementando y que buscan fortalecer la matricula oficial y disminuir la contratada en zonas donde hay capacidad. Durante el periodo 2005 – 2009 la matrícula contratada se fortaleció y creció a pasos agigantados; la Secretaría inició una política de desmonte de la matrícula contratada y con ella el reto inmediato es continuar con la adecuación de las aulas oficiales inutilizadas e invertir en la construcción de nuevas plantas físicas y de esta manera favorecer el acceso al sistema escolar en la ciudad. La Ciudadela Educativa Nuevo Latir es, sin duda, un ejemplo.

Por último, existen dos aspectos en los que se debe continuar trabajando: primero, Cali avanzó en la dotación de conectividad para las 91 instituciones de educación; sin embargo debe caminar hacia una cultura de apropiación de las TIC, en su conjunto. Segundo, avanzar en el incremento de la cobertura con calidad para los niños y niñas menores de 5 años; ya que asegurar la atención integral para la primera infancia, es un tema fundamental y no menos importante para continuar sembrando una cultura educativa en la ciudad, con visión de largo plazo.

MIO y transporte público

» De los 470 vehículos de la fase 1 (51% de la flota prevista para el MIO) están circulando 441 buses. Sin embargo, la fase 2 no se ha podido iniciar, debido a un fallo de tutela que en diciembre de 2010 ordenó suspender la declaratoria de la operación regular.
» La recarga de tarjetas de usuario frecuente pasó de 1,2 a 2,1 millones en 2010, mejorando su participación del 58% al 70%, frente a la venta de Univiaje, con 30%, lo que evidencia la fidelización de los usuarios del sistema.
» En 2007 habían 5.155 vehículos de transporte público colectivo urbano y aunque han salido de operación 2.287, todavía quedan circulando 2.852 buses, busetas y colectivos organizados en 114 rutas.
» El MIO debió movilizar en 2009 52,8 millones de pasajeros y solo lo hizo en 25,3 millones. En 2010, la movilización mejoró a 68,1 millones, pero la meta era de 103,9 millones. En total, el MIO estuvo por debajo de la meta en 8,3 millones de pasajeros.

Análisis

Por Mauricio Carvajal

Ingeniero Civil / Ex presidente de Metrocali

El MIO, proyecto que ha pasado por el apoyo irrestricto de la clase política vallecaucana, nuevo símbolo de identidad caleña, referente internacional de liderazgo y trabajo, espacio de encuentro de nuestra gente, apoyado históricamente por muchos e indiferente a otros. Hoy después de duros avatares, el proyecto de mayor trascendencia en nuestras vidas y generaciones se relega en un segundo plano: las megaobras ocupan el primer plano y todos los esfuerzos institucionales se concentran en su ejecución.

Resulta incomprensible que el MIO se encuentre todavía en una situación financiera tan compleja, ya que hoy gran parte de los agentes del sistema están pasando por dificultades económicas, con excepción de algunos que están apalancados por organizaciones con poder económico y financiero.

Esta situación conlleva a enormes riesgos jurídicos e institucionales que no le brindan la suficiente estabilidad y sostenibilidad, poniendo en mayores aprietos, el más grande proyecto estructurante de la ciudad y de la región en muchos años, el cual debe convertirse en su eje fundamental en aspectos como la movilidad, la renovación urbana y el entorno socio ambiental, con la finalidad que el MIO se convierta en el mejor espacio para el encuentro social de caleños y vallecaucanos.

La supuesta baja demanda de pasajeros requiere atención y estudio y, más aún acciones inmediatas; el paralelismo de las rutas, la chatarrización, el retraso notorio de las obras, el deficiente diseño de rutas, la falta de una comunicación eficaz y marketing del proyecto, la construcción de las megaobras de forma simultánea y la falta de capacidad gerencial han propiciado en estos últimos dos años, bajos ingresos para todos los agentes del sistema, incluyéndose el mismo Metrocali que no tiene cómo soportar las exigencias de una adecuada operación en vía de un mejoramiento de la calidad del servicio de transporte.

Esperemos que el próximo alcalde se enfoque en culminar y mantener nuestro MIO, proporcionándole su verdadera dimensión.

Salud

» Entre el 2007 y 2010 las tasas de mortalidad en menores de 1 año y 5 años se han reducido cada una en 2 puntos, contribuyendo así a mantener la tendencia al descenso, pues desde 1995 al 2010 estos indicadores bajaron entre 8 y 10 puntos, respectivamente.
» Entre 2007 y 2010 para menores de 5 años, la tasa de mortalidad por Infección Respiratoria Aguda -IRA, y por Enfermedad Diarréica Aguda –EDA, se han reducido cada una en 8 y 3 puntos.
» La tasa de mortalidad materna se redujo de 48,8 a 29,2 por cien mil nacidos vivos entre 2007 y 2010. Sin embargo, preocupan comunas del oriente con el triple de la tasa municipal y los decesos en madres con régimen subsidiado.
» Entre 2007 y 2010, la tasa de fecundidad en adolescentes se redujo de 31,96 a 23,10; pero 4 comunas del oriente duplican la tasa.

» La cobertura del régimen subsidiado aumentó 14 puntos, hasta 90% en 2010, de la población nivel 1 y 2 del Sisbén.

Análisis

Por Edgar Iván Ortiz

Médico especialista en Obstetricia y Ginecología.
Profesor titular de Univalle

En los temas de salud materna e infantil Cali ha alcanzado en los últimos cuatro años tasas que se encuentran por debajo del promedio nacional y lo más importante, es la tendencia al descenso durante este periodo. No obstante, la ciudad debe afrontar nuevos desafíos concentrando su actuación en las comunas con mayores tasas de mortalidad, de tal manera que las actividades de promoción y prevención garanticen en los menores de 5 años una mejor cobertura con las nuevas vacunas para prevenir la IRA y el EDA y que la prestación del servicio garantice la oportunidad que se requiere para el manejo óptimo de estas morbilidades.

Adicionalmente, en consideración a que el mayor número de muertes en menores de 5 años se concentra en los primeros 28 días de vida, las actividades tendientes a mantener la salud materna y a garantizar embarazos en mujeres sanas se convierte en una prioridad que debe ser abordada mediante la implementación de programas de riesgo reproductivo, que faciliten la valoración e intervención de estos riesgos desde la preconcepción.

Otro gran desafío se centra en incrementar la tasa de fecundidad y en reducir la reincidencia de embarazo en adolescentes, con base en el fortalecimiento de las estrategias de servicios amigables en salud sexual y reproductiva en todas las Eses de la ciudad, para incrementar la cobertura de la población adolescente.

Con referencia a la mortalidad materna, las instituciones prestadoras de servicios de atención de gestantes en la ciudad deberán ser instituciones seguras, para lo cual deberán alcanzar los estándares de calidad previstos para tal fin.

La Oficina de Inspección Vigilancia y Control de la Secretaría de Salud Municipal de Cali deberá ejercer su función de manera compulsiva de tal manera que la atención de las gestantes, desde la baja hasta la alta complejidad, se fundamente en las prácticas previstas en la política de garantía de la calidad.

Cali requiere avanzar al 100% en cobertura del régimen subsidiado en salud y generar mecanismos que garanticen el manejo responsable de los recursos que reciben por población afiliada. Desde el punto de vista estructural es necesario revaluar la operatividad de las Eses y ajustar la estructura para que se preserve la salud financiera y la adecuada operación de las mismas.

Podemos concluir, entonces, que Cali va bien en el tema de salud y que la situación actual impone nuevos retos a las administraciones futuras que permitan mantener la tendencia de los indicadores y

El Informe completo puede ser consultado en la página web www.ccc.org.co en el link Memorias.

nos permitan ser considerados como una de las mejores ciudades del país en salud pública.

Las opiniones de los colaboradores sólo comprometen a quienes las firman y no son una posición de la Cámara de Comercio de Cali frente a dichos temas.

Deja un comentario

Mapa del sitio - Links de interés