Alvalley, la empresa que traspasa fronteras

Alvalley, la empresa que traspasa fronteras

9 jun 2017

Perros de razas finas son exhibidos en los principales torneos del mundo con correas fabricadas en el Valle del Cauca.

Pocos se imaginaron que la exótica idea de Alfredo Vallejo de fabricar correas para perros se convertiría, al cabo de pocos años, en una compañía exportadora de finos accesorios para mascotas. Sin embargo, este emprendedor sí tenía claro, desde la fundación de Alvalley en 2007, que esas correas trascenderían fronteras.

Después de culminar sus estudios de secundaria en Boston, graduarse en finanzas en Babson Institute y tras una breve carrera en la banca, ya afincado de nuevo en Cali, decidió que lo suyo era el emprendimiento. Exportó camisetas a Suecia y manejó la representación comercial de los camiones Skania en el país.

Al cabo de algunos años, decidió montar un criadero de perros de raza labrador y gracias a su conocimiento sobre los caninos, se convirtió en juez de certámenes internacionales. Sin embargo, fueron los caballos los que inspiraron su nuevo negocio. Todo sucedió durante una exposición equina en Buga, en donde la imponente figura de los animales se veía resaltada con los aperos en cuero que adornaban sus cabezas. “Allí se me ocurrió por primera vez la idea de diseñar un producto altamente diferenciado para los perros”, señala el empresario.

La primera línea fue la referencia para raza labrador, de seis milímetros (mm). Tuvo tanto éxito que en pocos meses se vio forzado a ampliar la oferta con correas desde dos mm para perros de raza chihuahua hasta 13 mm para el gran danés. En la actualidad, la empresa ofrece 2.900 referencias fabricadas en cuero trenzado, nylon y polipropileno, un material que Vallejo denominó ‘la correa de la crisis’ por su módico precio.

La empresa vende un promedio anual de 10.700 correas a clientes en Estados Unidos, Canadá, Europa, Asia y Oceanía. Todos los productos son fabricados por familias de artesanos que reciben en sus hogares las materias primas pre cortadas y listas para ensamblar.

Gracias a sus innovadores diseños y a la alta calidad de los materiales, las ventas de la empresa se han incrementado un 115%, pero Vallejo tiene claro que el potencial es mucho mayor. “Descubrí que en Estados Unidos el mercado de las mascotas vale US$59 billones y el de las correas tiene un valor aproximado de US$6 billones”, señala.

20b

Cambiar el modelo

  Después de varios años apalancando sus actividades internacionales mediante distribuidores, los directivos de la firma decidieron darle un giro a su estructura comercial para enfocarse en las ventas al detal, estrategia que les ha permitido lograr una mayor rentabilidad.

Diana Vallejo, hija del fundador y su mano derecha en materia de comercio internacional, señala que las plataformas de comercio electrónico, como eBay y Amazon, han sido unas aliadas muy importantes. También diseñaron una tienda virtual en la que reciben pagos y pedidos de clientes en países como China y Australia.

“Las ventas online son una prioridad, por ello nuestra estrategia es muy fuerte en social media. Ofrecemos promociones en fechas importantes como el black friday o los festivos en los Estados Unidos y trabajamos muy de cerca con los clubes caninos”, dice Diana.

Alfredo Vallejo es un emprendedor incansable. Ahora se prepara para lanzar al mercado Alvalley Marketplace, una nueva plataforma para apoyar a otros empresarios que desean realizar exportaciones. El servicio permitirá consolidar envíos de diversas empresas y negociar las tarifas con operadores logísticos como DHL. 

Contacto: alvalley.com

Avícola Santa Rita fortaleció su portafolio con productos innovadores

Las 20 + creativas