Cali ‘Se Proyecta’

56Gracias a la pasión de los caleños por el cine, en la ciudad se incuban talentos que llevan las estrategias de comercialización y exhibición a otro nivel para cautivar públicos en la era digital.

Las industrias culturales han sido priorizadas en la Narrativa Estratégica de Competitividad del Valle del Cauca dada su importante aporte a la dinámica económica del Valle. Aunque en ese sentido el departamento es diverso en iniciativas creativas, el cine es uno de los principales movilizadores de recursos y de público.

Según el Anuario Estadístico de Cinematografía 2015 del Ministerio de Cultura, Cali ocupa el segundo lugar en el país en número de salas: tiene 87 frente a 265 de Bogotá y una participación de 9,3% en el total nacional. Así mismo, es la segunda ciudad en número de espectadores (5.495.240) y ocupa el tercer lugar en comportamiento de taquilla con 9,4%, renglón en el que es antecedida por Bogotá (38,3%) y otras ciudades (32%).

Este comportamiento, en parte, se explica porque la ciudad sufre de cinefilia, o pasión por el cine y ha incubado talentos como César Acevedo, que en 2015 llegó hasta la alfombra roja del Festival de Cine de Cannes con su aclamada cinta La Tierra y la Sombra.

Esa misma ruta quiere transitar Carlos Varela, quien decidió incursionar en los largometrajes tras triunfar en la industria publicitaria, y se prepara para lanzar su ópera prima el próximo 8 de diciembre. La cinta se titula Estrategia de una Venganza, pertenece al género de acción y suspenso y cuenta con talentos locales como los músicos del dúo Siam, responsables de la banda sonora.

Carlitos Chance Films, la productora del caleño, adquirió más de 2.500 balas de salva y armas de fogueo en Estados Unidos, Australia y China. El arsenal logró entrar al país tras superar las brechas jurídicas que rodean la importación de estos artefactos y fueron usadas en espectaculares escenas de acción, que también cuentan con impactantes efectos visuales producidos con las tecnologías más modernas.

Superados los retos de producción, diseñaron una innovadora forma de comercializar la cinta que genera beneficios a la productora y a sus patrocinadores. En lugar de proyectarse en salas de cine, la película se presentará en una plataforma digital exclusiva a la que se podrá acceder a través de una clave contenida en invitaciones que han sido vendidas a diferentes empresas. Comfandi, Boquitezo y la Secretaría de Cultura de Cali son tres de las 14 entidades que compraron las entradas virtuales para dárselas a sus clientes.

De esta forma, las compañías pueden lograr un impacto de marca y obtener beneficios tributarios por su contribución al cine nacional. Paralelamente, la productora instalará puestos de venta para quienes deseen adquirir sus códigos y ver la cinta en cualquier dispositivo.

“La mayor parte del rodaje se realizó en Cali. No quiero mostrar el barrio deprimido, ni la comuna, sino por ejemplo la calle por donde circula el Mío porque retrata el avance arquitectónico de la ciudad. Mi objetivo es vender a Colombia, pero de una forma diferente, y mostrar que a pesar de los problemas tenemos cosas importantes para rescatar”, concluye el director.

Contacto: carlitoschance@carlitoschancefilms.com