“El 2014 será un año de crecimiento industrial”

Trabajar por una región más competitiva, con un sector industrial innovador, es uno de los retos de Gabriel Velasco, nuevo Presidente de la Andi, seccional Valle del Cauca. Después de 12 años de trabajar en el sector privado, específicamente en el sector de consumo masivo, Gabriel Velasco decidió asumir el gran reto de ser la cabeza visible de una de las entidades con más posicionamiento en el sector industrial de Colombia: la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia – Andi, Seccional Valle del Cauca. ACCIÓN dialogó con Velasco para conocer su visión sobre el empresariado vallecaucano y los retos que afronta desde su nuevo cargo. ¿Por qué decidió aceptar este desafío? Lo que me motiva es poder aportar a la región. Desde la Andi queremos seguir trabajando por el desarrollo de los empresarios, la productividad y competitividad del Valle del Cauca, escenarios en los que trabajaremos unidos con las entidades que buscan tener un mejor departamento. ¿Qué retos asume como Presidente de la Andi Seccional Valle del Cauca? El primer reto es poder acercarnos más a nuestros afiliados y empresarios para conocer y entender sus necesidades y poder representarlos mejor. Hay que generar y construir valor empresarial para que entre todos sumemos esfuerzos por la región. El segundo reto es fortalecer la interacción público privada, pues para poder generar desarrollo de región tenemos que unir a todos los grupos de interés para contar con un sector empresarial más sólido y sostenible, con políticas públicas que vayan en procura de la competitividad de la región. El tercer reto es articular a las diferentes entidades que buscan un mejor porvenir del departamento, la Andi ayudará en esta conexión ya que es un momento súper bonito de la región porque hay gente que quiere y desea ver al Valle en lo más alto de la cima. ¿Cómo analiza el panorama industrial del Valle del Cauca? Muy positivo, hemos tenido años difíciles pero hay recuperación en la industria con dinamismo, desarrollo e innovación del sector que se complementa con la llegada de muchas compañías internacionales. Creo que el 2014 será un año de crecimiento industrial del Valle del Cauca, región que debemos consolidar todas las entidades y autoridades con un trabajo común y organizado. ¿Qué más debe hacer el Estado por el sector industrial, específicamente por el del Valle del Cauca? Desde la Andi Nacional hemos venido trabajando en unos comités llamados ‘20-20’ con el Gobierno Nacional abordando temas de mucha importancia como: infraestructura, comercio exterior, movilidad, Responsabilidad Social Empresarial, educación, innovación y emprendimiento, entre otros. Estos escenarios los queremos aplicar en el ámbito local y así masificar el trabajo que se realiza con el Estado. El Valle del Cauca tiene una conexión estratégica con el Pacífico, ¿qué se propone para hacer más competitivo al sector industrial aprovechando esta ventaja? Hay que seguir dándole duro al tema de mejorar las vías. Con la vía Mulaló – Loboguerrero hay una gran expectativa por parte del empresariado porque conectará la zona industrial del Valle del Cauca con el Pacífico. También es súper importante contar con vías secundarias y terciarias en buen estado porque al final conecta todo el sistema vial. ¿Cómo analiza el tema del comercio exterior en la región? Es un tema álgido de la región porque la balanza entre importaciones y exportaciones está un poco desequilibrada. Creo que aquí es donde viene el esfuerzo para que nuestras empresas desarrollen productos con generación de valor internacional, este es el reto de nuestro empresariado porque esto ayudará a catapultarnos en el mercado extranjero. Hay que generar productos innovadores en los sectores no tradicionales.
La entidad En abril de 1945 fue creada la Seccional Andi Valle del Cauca y durante estos 68 años, además de propender por el desarrollo empresarial de la región, ha apoyado el desarrollo de entidades de importancia a nivel nacional, como la CVC en 1954, Comfandi en 1957, la Zona Franca de Palmaseca en 1958 y la Universidad ICESI posteriormente.