Innovación social que transforma

Las iniciativas para promocionar la lectura en zonas de ladera, promover valores a través del teatro y la convivencia por medio de la lúdica, fueron las ganadoras de la séptima versión del Premio Cívico Por Una Ciudad Mejor. Desde hace siete años el Premio ‘Cívico Por una Ciudad Mejor’ reconoce las iniciativas colectivas que a través de procesos, métodos o prácticas novedosas transforman positivamente las ciudades y ayudan a mejorar la vida de la gente. En la séptima versión del premio se postularon 160 iniciativas de innovación social de organizaciones comunitarias, colectivos ciudadanos, grupos de innovadores y asociaciones de vecinos, de las cuales fueron seleccionadas 10 de acuerdo con los parámetros establecidos y finalmente fueron premiadas tres. Este premio es promovido por las Fundaciones Corona, Plan, Bolívar Davivienda, Alvaralice, Carvajal, Sociedad Portuaria de Buenaventura y Funcicar; y la Casa Editorial El Tiempo, El País, Noticiero 90 Minutos y la Corporación Universitaria Minuto de Dios y la Cámara de Comercio de Cali. Primer puesto: Bibliotecas Familiares Este año la Fundación La Guaca Centro Cultural Casa de la Juventud se llevó el primer lugar con su proyecto de ‘Bibliotecas Familiares en Zona Ladera y Corregimientos de Cali’, que tiene como objetivo fundamental promocionar la lectura en las comunidades que se encuentran alejadas geográficamente. Con esta iniciativa se crean bibliotecas que deben tener como mínimo 10 beneficiarios de un grupo familiar, entre hermanos, primos y amigos que tengan relación directa con la familia en donde opera la misma. Cada biblioteca está dotada con 30 libros de diferentes temáticas, escogidas por los responsables de acuerdo con las necesidades de los usuarios. Segundo puesto: Teatro al Barrio El segundo lugar fue para la Corporación Casa Naranja, del barrio El Poblado I de la Comuna 13, que lleva a cabo el proyecto ‘Teatro al Barrio’, a través del cual promocionan el desarrollo y formación integral de niñas, niños, jóvenes y adultos, mediante el trabajo en valores a través de la intervención cultural, artística y social. Un proyecto orienta la generación de espacios para el reconocimiento de unos y otros, posibilitando un tejido social que logra la representación de sus creencias y sueños y permite el desarrollo personal de aquellos que directamente participan y se nutren a partir del intercambio de saberes y de gestos nobles para la ciudad. Tercer puesto: La Calle es Nuestra También del barrio El Poblado, la Fundación Alfombra Mágica obtuvo el tercer lugar con la iniciativa ‘La Calle es Nuestra‘, un programa que intenta concebir la calle como un espacio de conciencia y acción colectiva encaminada a la paz, mediante la transformación de las prácticas de convivencia. Su trabajo busca abrir espacios de inclusión y participación para los niños, en la construcción de una nueva sociedad, por medio del arte y el juego como factores primordiales en el desarrollo y aprendizaje de la niñez. Otros finalistas Con ‘Reporteritos al derecho’, la Fundación Siembra Comunidad, se ubicó en el cuarto lugar. Este proyecto reúne a 20 niños, niñas y adolescentes, entre los 8 y los 14 años de edad del barrio Siloé y el sector La Mina en la Comuna 20 de Cali. Se trata de una estrategia de prevención del reclutamiento y utilización de los niños por los grupos armados ilegales de Colombia y por los grupos de delincuencia común, donde a través de la fotografía como una herramienta de alfabetización visual, los niños y niñas producen sus propias fotografías y se forman en valores cívicos, derechos humanos, resolución pacífica de conflictos y convivencia y paz. En el quinto lugar se ubicó la Fundación Afrocolombiana Jóvenes Ubuntu que lidera el proyecto ‘Rescatando Nuestras Raíces Ancestrales’, en el barrio Potrero Grande de la comuna 21, a través del cual se busca rescatar la cultura afro en el distrito de Aguablanca con proyectos que ayuden a niños, jóvenes y a madres jóvenes con proyectos productivos. Menciones Especiales Colegio y talleres de las aguas Montebello de la Fundación Escuela para la Vida, que brinda educación formal a 250 niños de estratos 0 y 1. Asociación de Discapacitados del Valle –Asodisvalle, que desarrolla el proyecto ‘Una Cadena de Sueños’ y atiende a más de 450 niños, niñas y adolescentes, la mayoría de la comuna 13 de Cali.