Los ingredientes de la internacionalización

El Valle del Cauca cuenta con las condiciones para ser un territorio líder en comercio exterior, visión que se fortalece gracias al desarrollo normativo que brinda seguridad jurídica a estas operaciones. Fernando A. Cruz Montoya Defensor Delegado Defensoría del Contribuyente y del Usuario Aduanero Aprovechar la ubicación estratégica del Valle del Cauca en la cuenca del Pacifico, promover el desarrollo de la infraestructura y agilizar la construcción de la doble calzada al puerto de Buenaventura, continuar con la diversificación de la canasta exportadora, fomentar los TLC´s en especial la Alianza del Pacífico, la necesidad de dragar el acceso al puerto de Buenaventura para obtener una mayor profundidad, aprovechar la ampliación del Canal de Panamá para permitir el arribo de buques de gran calado, impulsar el mejoramiento logístico y tecnológico de las Sociedades Portuarias, seguir impulsando la llegada de nuevos inversionistas a la industria e impulsando el emprendimiento de empresas, de parques industriales y zonas francas, de almacenes de deposito y de carga a través de INVEST PACIFIC, Cámaras de Comercio, gremios y secretarias de desarrollo económico (próximas a crearse, en las reformas administrativas del Municipio de Cali y el Departamento del Valle del Cauca) , una mayor y progresiva integración del sector público con el sector privado que siga promocionando las ventajas competitivas del departamento, un desarrollo social de la ciudad de Buenaventura; el comercio exterior como un instrumento de fomento económico local, regional y nacional, la integración y sincronía de todos los operadores de Comercio Exterior, con apertura y atención 24/7 y fortalecimiento de la Ventanilla Única de Comercio Exterior –VUCE, una aplicación correcta de la nueva normatividad aduanera con una institución DIAN fortalecida y gerencial que facilite las importaciones, exportaciones y tránsito de mercancías, soportado en la tecnología y un sistema de matriz de riesgo que privilegie el usuario y operador de confianza con alcance para las Mypimes, con un efectivo control por parte de las autoridades competentes contra el contrabando técnico y abierto. Influencia del comercio en Colombia: Teniendo en cuenta la siguiente definición sobre el Comercio Exterior: “Es aquella actividad económica basada en los intercambios de bienes, capitales y servicios que lleva a cabo un determinado país con el resto de los países del mundo, regulado por normas internacionales o acuerdos bilaterales” (Alfonso J. Ballesteros Román). Para llevar a cabo éste postulado es necesario que exista garantías en seguridad jurídica, facilitación del comercio exterior sin desmedro de los controles que deben existir en puertos, aeropuertos y zonas de frontera. Nuestro país, ha sido influenciado por las diferentes economías del mundo y de esa manera se ha visto “obligada” a ajustarse a los nuevos cambios que exige el comercio Internacional. El comercio internacional ha contribuido enormemente al desarrollo, el crecimiento y el aumento de la paz y la prosperidad en todo el mundo. El constante intercambio de bienes y servicios entre naciones ha producido una dinámica de las diferentes actividades económicas para satisfacer las necesidades creciente de los pueblos. Pero estas deben estar debidamente reguladas para evitar distorsiones que puedan afectar, especialmente, a países en vía de desarrollo. Por eso, es importante enfatizar que: el comercio es un medio, y no un fin en sí. Sin lugar a dudas, las reflexiones hechas por la OMC en: “El Futuro del Comercio: Los Retos de la convergencia”, nuestro país no ha sido ajeno a los factores de transformación que han configurado el comercio internacional. Esta situación, para Colombia, se vino a acentuar en los años 90´s con la “Apertura Económica” quedando expuesta a un mercado global avasallante, en mi parecer, quedando nuestro país “anonadado” frente al inmenso reto de una economía mundial cambiante, que si bien pudo haber sucumbido el modelo económico cerrado en el que estábamos, poco a poco, se ha venido poniendo a tono con ese contexto global. Las inversiones que han llegado al país, especialmente, al Valle del Cauca y a la región, el auge de las cadenas productivas, el desarrollo de la operación y la logística, los diferentes “Tratados de Libre Comercio” suscritos por Colombia, la Alianza del Pacífico que directamente beneficia al Valle del Cauca, el desarrollo de la legislación y la regulación aduanera, son factores que coadyuvan al reto de la internacionalización. Desarrollo normativo para la facilitación del comercio exterior y fomentar la competitividad: Valoro mucho los diferentes instrumentos que ha impactado nuestro país y a aquellos que pueden influenciar en lo sucesivo, pero hago relevancia al instrumento normativo porque, en muchas de las decisiones que toman los empresarios para realizar sus inversiones y para llevar a cabo sus actividades de comercio en un país, tiene relevancia la seguridad o certidumbre jurídica de las “reglas de juego” establecidas; y, que para nuestro departamento, no es ajena ésta decisión del inversionista que decide “apostar” por el Valle del Cauca. Uno de esos instrumentos que debemos considerar para garantizar la facilitación del comercio exterior en nuestra propia regulación, es la Ley 1609 de 2013, Ley marco de aduanas, normatividad que trajo unos objetivos muy precisos como son: garantizar la seguridad jurídica, facilitar y agilizar las operaciones de comercio exterior, garantizar la dinámica del intercambio comercial, el acceso de los productos y servicios a los mercados internos y externos y la competitividad de los productos y servicios colombianos en el mercado internacional; fomentar el uso de tecnologías y medios de comunicación modernos y ambiental sostenibles, que cumplan con las necesidades y las buenas prácticas reconocidas por la legislación internacional. Propender por la adopción de procedimientos simplificados que contribuyan a la facilitación y agilización de las operaciones de comercio exterior. Y dentro de ese marco normativo para evitar la brecha de inequidad e injusticia y atacar el contrabando abierto y técnico se promulgó la Ley 1762 de 06 de julio de 2015, adoptándose instrumentos para prevenir, controlar y sancionar el contrabando, el lavado de activos y la evasión fiscal. Esta norma tiene como objeto el ajustar la normativa existente a las necesidades actuales; y, especialmente sobre aquellas conductas que genera competencia desleal y que pone en desventaja al sector empresarial que realizan sus actividades de manera formal y legal. Recientemente y después de más de siete (7) años de estudio, ajustes y diversas versiones se expidió el Decreto 390 de 2016, como el nuevo “Estatuto Aduanero” para armonizar nuestra regulación con las normas y estándares internacionales (Convenio de Kyoto, comunidades económicas, OMC, OMA y OCDE); como la armonización con las operaciones de logística de otros países, trayendo mejoras para estimular el transporte multimodal y pretendiendo agilizar y mejorar los procesos de exportación e importación de productos, bienes y servicios; disminuyendo costos y tiempo. Esta norma pretende mejorar la competitividad de nuestro país con respecto a la “aldea mundial”. La nueva regulación aduanera toma como propio la Ley Anticontrabando para combatir éste flagelo y adelantar las investigaciones correspondientes. Para ésta nueva normatividad, es considerado un instrumento vital, la administración del riesgo, perfilando y calificando a los usuarios del sistema, como: usuarios y operados de confianza. Con esto se trata de identificar, “quien es quien” y permite facilitar las importaciones y exportaciones que no representen riesgo. Es importante mencionar la responsabilidad que recae a los usuarios que intervienen en la cadena de comercio exterior ante una presunta configuración de delitos como el fraude aduanero, es de vital importancia saber con quién se hace los negocios para prevenir cualquier “complicidad”. La tecnología será una herramienta de seguridad dentro de ésta facilitación, evitando no vulnerar las mercancías y precisar en la trazabilidad de la operación, las responsabilidades ante la autoridad aduanera. Se contará con equipos (escáneres) para inspección no intrusiva, descongestionando los trámites aduaneros y portuarios. Se trata de disminuir tiempos de espera en la importación de mercancías al mismo nivel de operaciones de otros países y a las exigencias de los convenios o tratados internacionales. La DIAN deberá robustecer su sistema informático electrónico para atender todo el tramite y registro aduanero con la recepción de documentos e información electrónica. La Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales tendrá un reto muy alto de poner en marcha esta nueva regulación aduanera para que cumpla los objetivos de su diseño brindando seguridad jurídica a los inversionistas y operadores; generar la transparencia y confianza a los usuarios del sistema; realizar los esfuerzos y controles enfocando sus acciones hacía la fuente del contrabando y ser un agente del gobierno aportando de manera eficaz a la competitividad del país. Perspectiva de la competitividad en el Valle del Cauca: La Comisión de Competitividad del Valle del Cauca, ha establecido como Plan Regional de Competitividad una visión de largo plazo, al 2032, la siguiente: “En el 2032 el Valle del Cauca es el departamento más competitivo de Colombia, reconocido por generar oportunidades sustentadas en el respeto a su diversidad étnica y cultural y sus capacidades como Bioregión, con una elevada calidad de sus habitantes, a partir de una economía de bienes y servicios de alto valor agregado e innovación, orientadas al mercado interno y externo, con una alta inserción en la cuenca del Pacífico y un ambiente de negocios que incentive la inversión local y extranjera”. Del mismo Plan Regional de Competitividad, quiero señalar como objetivos pertinentes para el asunto del presente escrito, los siguientes: “Sectores de clase mundial: Promover, impulsar y consolidar sectores y cadenas productivas al nivel mundial que potencien la transformación productiva del Valle del Cauca para posicionarlo como la región más competitiva de Colombia. Salto en la productividad y el empleo: Elevar los niveles de productividad y de calidad de empleo en la región comparable con estándares internacionales de regiones altamente competitivas” Ciencia, Tecnología e innovación: Articular los avances y procesos existentes en la región y estructurar una estrategia de Ciencia, Tecnología e innovación en el Valle del Cauca como factor esencial de la competitividad que contribuya al logro del propósito regional con casos demostrativos en los encadenamientos productivos seleccionados que fortalezcan el sector. Infraestructura y logística: Contar con la infraestructura y los servicios en logística requeridos con estándares mundiales para que el Valle compita en la gestión importadora y exportadora a escala nacional e internacional, aprovechando su ubicación estratégica y su experiencia como plataforma de comercio exterior”. El Valle tiene un futuro promisorio, las condiciones están dadas para que en 15 años el departamento sea un territorio líder en comercio exterior en Colombia y el mundo. Recientemente manifestó el presidente de la Cámara de Comercio de Cali que: “Somos la economía regional que más esta creciendo”, refiriéndose al primer trimestre del presente año. Al no depender de los productos minero-energéticos y a merced de nuestra diversa canasta exportadora, los índices de las exportaciones de nuestro país favorecieron a nuestro departamento. El asentamiento de nuevas inversiones en la región como la llegada de Hero Motocorp (empresa de motos mas grandes del mundo, de la India), Aptar Grupo (empresa que fabrica válvulas para lociones); entre otras, y teniendo en cuenta que en los últimos 5 años han llegado aproximadamente 55 empresas a la región. También es de destacar, que las Zonas Francas del Valle son lideres en exportaciones, participan con más del 70% de las ventas externas en el primer trimestre del 2016. El Valle del Cauca viene realizando grandes inversiones, grupos navieros tienen la mira en el pacífico, inversionistas asiáticos ya tienen presencia en el principal puerto sobre el pacífico colombiano y se mantienen las oportunidades de atraer más capitales. El grupo Sociedad Portuaria de Buenaventura-SPB (mueve el 49% del comercio exterior en el país), El Terminal Especializado de Contenedores de Buenaventura S.A.S. La empresa portuaria TECSA recientemente se fusionó con SPB y acaba de arribar a su terminal 7 grúas RTG (Rubber Tyred Gantry) y se completó el grupo de 14 grúas que hacen parte del plan de modernización y se esta llevando acabo la ampliación muelle 1; por otra parte, en la Sociedad Portuaria Aguadulce, su terminal inicia operaciones el próximo mes de septiembre en Buenaventura. En la actualidad, se impulsa Puerto Solo con la intención de convertirse en un complejo energético con terminal de hidrocarburos. El año pasado, los puertos en Buenaventura ejecutaron obras por un valor de mas de US $280,4 millones, según cifras de la Superintendencia de Puertos y Transportes. Señala Gabriel Velasco, Gerente ANDI-Valle que: “La industria en el departamento lleva 27 meses creciendo de manera consecutiva. Esto se debe a la innovación, las exportaciones y la devaluación, al preferir insumo nacionales”. Esto demuestra las ventajas competitivas que tiene la región: Buenaventura a escasas dos horas y media de Cali, es el principal puerto sobre el pacífico y la puerta de entrada a los países asiáticos. Conclusiones: Considero que el Valle del Cauca en 15 años será líder estratégico en materia de comercio exterior en Colombia y un referente mundial por sus buenas practicas. Aportará significativamente al crecimiento de la economía colombiana gracias al desarrollo de su infraestructura (vías y aeropuerto), al desarrollo de sus puertos en una libre competencia que beneficia al usuario, al desarrollo logístico de sus operaciones con estándares internacionales, al recibimiento de múltiples inversiones que favorezcan la competitividad y productividad a través de los “clúster”, el fortalecimiento e integración a las cadenas globales de valor, en la aplicación correcta de sus normas garantizando su facilitación con los niveles de exigencia mundial respaldados por un sistema de perfilamiento del riesgo que valore al usuario y operador de confianza; se aplique con eficiencia y celeridad la figura del Operador Económico Autorizado-OEA y restrinja todo delito de contrabando y conexos, al aprovechamiento de los TLC´s y en especial de la Alianza del Pacífico. Su dinámico comercio será generador del desarrollo social, principalmente en el puerto de Buenaventura, con reducción de índices de pobreza y desempleo, al fortalecimiento de su tejido social, con óptimos servicios públicos. Tendremos una comunidad regional con fuerte vocación al comercio exterior y a su internacionalización, la academia será fundamental en la formación constante de profesionales expertos en toda la operación de comercio exterior. El Valle del Cauca, será modelo de comercio exterior en Colombia, paso obligado para las mayoría de mercancías a importar o exportar y un centro de congresos internacionales de comercio exterior como eje de la economía colombiana. Requerimos aplicar escalonadamente la visión, factores de confianza, una constante y progresiva preparación, utilizando la innovación como elemento de avanzada a los cambios internacionales y un emprendimiento capaz de generar nuevos negocios con el aprovechamiento de sus ventajas competitivas.