Oiga, mire, vea, véngase al Valle

Alejandro Ossa - Director Ejecutivo Invest Pacific En los últimos 5 años, 44 empresas se han instalado en el Valle y el norte del Cauca, de las cuales 35 son de capital extranjero y 9 de capital nacional. Un Valle sin distancias que es un verdadero paraíso para la inversión. Inversión de los cinco continentes enriquece el sistema económico del Valle y el norte del Cauca. Multinacionales de Sudáfrica, Brasil, Austria, Noruega, Estados Unidos y la India han buscado asiento en la región para aprovechar sus ventajas geográficas, la diversidad del tejido empresarial y las capacidades de su talento humano.
En promedio, las multinacionales asentadas en el Valle exportan el 60% de su producción, en particular al área Andina y los países de la Alianza del Pacífico, y destinan el 40% para atender el mercado interno.
De acuerdo con Alejandro Ossa, director ejecutivo de Invest Pacific, en la consolidación de esta dinámica de inversión extranjera ha sido fundamental la formación del capital humano en los diversos requerimientos que tienen las industrias. Entre 2014 y 2015 se instalaron en la región 20 empresas extranjeras entre las cuales se destacan Hero MotoCorp, KLM, Manufacturera 3M, Edel, Ortobras Telemark, Instanta y Furukawa. De este grupo, 14 pertenecen al sector de servicios, 5 al de manufacturas, 1 al de alimentos y bebidas y se cuentan 4 que han sido reinversiones de empresas existentes, de capital extranjero. El Valle es la gran puerta que conecta a la economía colombiana con la cuenca del Pacífico gracias al puerto de Buenaventura. “El Pacífico es el océano de las posibilidades, es la cuenca donde se están generando los principales desarrollos económicos”, destaca Ossa al señalar que también hay un atractivo adicional por los bajos costos que registra en los principales factores de producción. Así, por ejemplo, el valor del metro cuadrado para uso comercial o industrial en el Valle es un 50% más bajo que en otras ciudades latinoamericanas como Lima, Bogotá, Santiago de Chile, Guadalajara o México DF.
Desde 2011, cuando inició operaciones Invest Pacific, y hasta el año 2015, 44 empresas llegaron a la región, de las cuales 39 son extranjeras, e invirtieron alrededor de US$ 545 millones en sus proyectos operativos.
Un Valle sin distancias consolida el imaginario de una región que es la verdadera plataforma exportadora de Colombia hacia la Cuenca del Pacífico, un mercado en crecimiento y altamente atractivo porque agrupa 13 países de América y los pertenecientes a Asia y Oceanía, que suman 36 según el Fondo Monetario Internacional.
Por otro lado, el Valle es el que más aporta al desarrollo multimodal del país porque cuenta con las autopistas más sofisticadas de la región y con dos terminales portuarias altamente eficientes en Buenaventura. Este fue el segundo puerto del país según tonelaje movilizado de comercio exterior en 2015. Su participación fue de 8,4% del total nacional. Un 29,8% de la carga de importación del país ingresó al territorio nacional a través de Buenaventura, plataforma de salida del 2,7% de las exportaciones. A esto se sumará, en septiembre próximo, la entrada en operación de la Terminal de Aguadulce cuya construcción recibió inversión de Filipinas y Singapur y contribuirá a la eficiencia en los tiempos de nacionalización de mercancía, así como de cargue y descargue de contenedores. El Aeropuerto Alfonso Bonilla Aragón también contribuye a la conectividad regional, con vuelos nacionales e internacionales que conectan al departamento con todos los continentes. “Alrededor del 12% de las empresas grandes de Colombia operan en el Valle”, señala el ejecutivo responsable de vender todas las ventajas de la región ante potenciales inversionistas nacionales e internacionales. De hecho, al cierre de mayo pasado 12 empresas avanzaban en la construcción de sus plantas productivas, con la perspectiva de iniciar operaciones antes de finalizar 2016. Las empresas, la mayoría de capital extranjero, según Invest Pacific, han realizado inversiones por U$103 millones en sus instalaciones ubicadas en municipios como Yotoco, Palmira, Yumbo y Jamundí. Además, generarán 400 nuevos empleos directos para profesionales y técnicos. En el caso de Jamundí, al sur de la capital vallecaucana, se prepara la llegada de una firma brasilera del sector de empaques, que invirtió US$4 millones en una nueva línea de producción altamente sofisticada. En Yotoco iniciará operaciones Yara, una empresa noruega de fertilizantes químicos que planea invertir un total de US$ 30 millones para su entrada en operación. Según Ossa, la expectativa es que para finales de este año se haya concretado la instalación en el departamento de 18 compañías en total. Se espera que estas generen alrededor de 1.200 nuevos empleos e inversiones por US$250 millones. “Las empresas que se están instalando en el Valle del Cauca tienen una vocación de comercio exterior, de tal forma que aprovechan nuestras ventajas para importar sus materias primas, procesarlas en el departamento y luego distribuir producto terminado en el mercado local, que tiene un gran interés por la cercanía a los principales centros de consumo, pero también en otros países”, dice el ejecutivo. Este es el caso de Hero Moto Corp, que decidió montar su primera planta en el extranjero en el norte del Cauca por varios factores fundamentales: tener acceso inmediato con las principales cadenas de abastecimiento mundial, ubicarse cerca de los mercados de Ecuador y Estados Unidos a los cuales dirige el 30% de su producción, y beneficiarse de las ventajas tributarias del régimen de zonas francas. Una nueva visión Teniendo en cuenta este conjunto de ventajas, la Comisión Regional de Competitividad coordinó un trabajo de construcción colectiva de la narrativa de competitividad del Valle. En esa iniciativa participaron el sector público, el privado y la academia, buscando identificar un nuevo discurso en el que se destaquen las fortalezas de la región haciendo énfasis en lo que nos hace únicos, diferentes y fuertes. “Esta región tiene la capacidad de ser multidisciplinaria, tiene una riqueza tan variada que pudimos construir un argumento fuerte a través de 5 ejes o fortalezas para sentirnos más apropiados de todas las ventajas y de todas las cosas buenas que tenemos”, resaltó Ossa. Con el entusiasmo que lo caracteriza, Ossa invita a todos los vallecaucanos a ponerse la camiseta por el departamento. “Debemos sentirnos orgullosos de nuestras fortalezas y replicarlas a los inversionistas, los turistas y todos los colombianos. Tenemos 8 ciudades con más de 100 mil habitantes, y durante muchos años hemos acogido a multinacionales que nos han ayudado a tener este maravilloso presente económico”, enfatiza.