Un empresario ejemplar

Jaime Cardona, fundador y presidente de almacenes La 14,Jaime Cardona deja un gran legado. Su visión y perseverancia fueron determinantes para el crecimiento de Almacences La 14 y de la economía de la región. Concurrida. Así fue la despedida que familiares, colegas, empleados y representantes del sector empresarial le hicieron al caldense Jaime Cardona, fundador y presidente de almacenes La 14, quien falleció el pasado 25 de noviembre de un infarto fulminante a la edad de 81 años. Ese fue un merecido homenaje a un hombre que se convirtió en referencia del ecosistema del emprendimiento y de la generación de empleo en la región. El empresario, oriundo de Aguadas, llegó a Cali en la segunda mitad del siglo XX y, con el acompañamiento de su padre, abrió un pequeño almacén en el centro de la ciudad donde vendían pocos artículos para el hogar. Luego, el establecimiento se convirtió en una cacharrería y, años más tarde, gracias a la iniciativa de Cardona, en la primera gran superficie que existía en la capital del Valle. Seguro de su capacidad para gerenciar y dotado con un talento para los negocios, que poco a poco fueron desarrollando también los miembros de su familia, mantuvo las riendas de su emporio empresarial hasta el último día. Incluso, se rehusó varias veces a venderlo a pesar de que recibió atractivas ofertas de multinacionales que llegaron al país y vieron el potencial de su negocio. Él sabía que era una iniciativa con futuro. Por eso, en los últimos años, cuando vio que el mercado nacional era un escenario que ofrecía posibilidades de crecimiento, eligió expandirse y consolidar una cadena de 30 establecimientos comerciales ubicados en Bogotá, Girardot, Neiva, Buenaventura, Jamundí, Tuluá, Pereira, Manizales y Armenia. Su crecimiento sostenido fue el impulso para que el empresario incursionara también en los centros comerciales. Hace aproximadamente cuatro años inauguró en Bogotá el centro comercial Calima cuyo nombre, según dijo en una ocasión, hacía referencia a esa zona del Valle. Cifras recientes del sector de grandes superficies indican que La 14 ocupa el cuarto puesto en ventas en el ranking nacional, una posición privilegiada si se tiene en cuenta que su competencia son grandes cadenas que, incluso, cuentan con capital extranjero. Más allá de ser recordado por su aporte al comercio, en la historia, el presente y el futuro de su sector quedará la impronta de este hombre de una reconocida calidad humana. Él, dicen quienes lo conocieron de cerca, siempre ofrecía trabajo a los necesitados y a los estudiantes y seguía apoyando a pequeños proveedores y microempresarios porque sabía que así impulsaba el desarrollo del departamento en el que labró su éxito. Trataba a sus empleados como si fueran de su familia más cercana y nunca, por más fuertes que fueran los embates, cesó en su empeño de perseverar para que la empresa familiar siguiera por su misma senda. A pesar de que hará falta, no cabe duda de que dejó una empresa sólida que saldrá adelante teniendo a sus enseñanzas y sus recuerdos como los mejores cimientos.